Por: Francisco González

Cuando Apple anunció el iPhone 11 Pro, intentaron justificar el nombre con la pantalla de calidad XDR y la cámara con 3 lentes, pero aparte de eso no, hay diferencias drásticas entre el iPhone 11 y la versión Pro.

Aunque el nombre unifica el portafolio de productos de Apple, pienso que no cumple con los requisitos de un producto “Pro”. La MacBook Pro tiene un touchbar, más RAM, más procesador, en fin, una laptop para profesionales. Lo mismo con la iMac Pro y la Mac Pro. El iPad Pro incluso tiene USB-C para tener acceso a un sinnúmero de dispositivos que se conectan vía USB-C, mejores bocinas, mejor procesador que las iPad regulares, diseño con pantalla completa, entre otras cosas más.

En cambio el iPhone 11 Pro no tiene especificaciones Pro. Es el mismo procesador del 11, las mismas cámaras principales (salvo el telephoto), la misma experiencia de iOS, mismo puerto de carga y otras similitudes más. Creo que Apple debió hacerle más diferencias al iPhone 11 Pro ya que se me hace difícil justificar una diferencia de $300 a $400 cuando la diferencia principal es la cámara, seguido por la pantalla y un poco de más batería.

The surface pro x is microsofts answer to the ipad pro
USB-C

El 11 Pro debió tener USB-C para que fuera accesible a los mismos dispositivos que el iPad Pro. Aparte de eso, hubiera sido perfecto comenzar un periodo de transición de Lightning a USB-C.

Manual/Pro Mode

Aunque la cámara del 11 Pro es espectacular, la diferencia es que tiene un lente telephoto en comparación al 11 regular. Creo que Apple pudo haberle incluido un modo manual a la cámara, para los profesionales que son meticulosos con sus fotos. O por lo menos, dar la opción de encender el modo manual en la configuración, siendo algo exclusivo para el iPhone Pro. Por muchos años, los fotógrafos han pedido un modo manual para la cámara y esto hubiera sido la oportunidad perfecta.

ProMotion

Un beneficio del iPad Pro es que tiene una pantalla con un refresh rate de 120hz, lo cual hace que la experiencia de iOS sea más fluida de lo que es. El iPhone Pro se hubiera beneficiado aún más con una pantalla con la tecnología ProMotion.

Home Screen

Ios blocks concept screens

Con iPadOS, Apple se está abriendo un poco más a la idea de rediseñar un poco el home screen de iOS. Pero vamos al grano, el home screen de iOS necesita un cambio urgente. El grid de aplicaciones ya se siente viejo y aburrido. Aunque a lo mejor a las masas le gusta dicho layout, pero el iPhone Pro se pudo haber beneficiado de opciones para personalizar el home screen. A lo mejor un App Drawer escondido en el Dock. Aunque sonaría básicamente igual que Android, tener la opción en la versión Pro no sería mala idea. Muchos usuarios de Android no se cambian por la personalización del home screen. Si iOS lo permitiera, creo que muchos se cambiarían en masa a iOS.

Cosas que no hacen falta

  • In Display Fingerprint Sensor: Son lentos, no son muy seguros, y FaceID es mucho mejor y un paso hacia adelante. Poner TouchID sería dar un paso atrás luego de tanta promoción de Apple en contra de TouchID. No confundamos techie con Pro.
  • Bilateral Wireless Charging: ¿Para qué? ¿Para ocasionalmente cargar los AirPod? No es un deal breaker.
  • 5G: aunque hay 5G en algunas ciudades (más bien, algunas calles de algunas ciudades), creo que no será hasta el 2021 cuando veamos más cobertura 5G para actualmente pedirlo en un celular. Ahora mismo es innecesario ya que probablemente en donde vives, todavía no hay 5G.
  • Apple Pencil: Aunque algunos les encantaría poder utilizar el Apple Pencil en su iPhone, creo que no es muy intuitivo en relación al tamaño de la pantalla. Y para ser honesto, nunca he visto un usuario de un Galaxy Note usar el stylus. No es necesario en un iPhone, en mi opinión.
  • Notch más pequeño: aunque el notch ha sido problemático entre los fanáticos, no es un deal breaker que tenga un notch. Prefiero el notch en comparación a un hole punch. Si el año que viene el notch es más pequeño, bien, si no, también.

Maxresdefault

El iPhone 11 Pro sin dudas es espectacular. Tiene tremendas cámaras, una excelente pantalla y una impresionante batería. Sin embargo, se me hace muy difícil recomendarlo por encima del iPhone 11. Ambos cuentan con el mismo procesador, mismo RAM, mismas cámaras (frontales y principales), Night Mode, tremenda batería, resistencia al agua, sonido estéreo, FaceID, carga rápida, incluso, una pantalla generosa. A menos que sea de pertinente necesidad el tercer lente (telephoto) y una pantalla con más contraste, diría que te ahorres los $300/$400. El iPhone 11 sigue teniendo una buenísima pantalla y básicamente la misma experiencia de fotografía. Ambos teléfonos son tan similares, que no veo justificación en gastar más cuando por $699 vas a disfrutar de una experiencia bien similar. Espero que el año que viene la versión Pro sea… pues, ¡Pro!