GamingIntraPixel

Review: SteamWorld Dig: A Fistful of Dirt

Image & Form lanzó el año pasado SteamWorld Dig 2, uno de los mejores juegos indie ahora mismo en el Switch. Sin embargo, este juego es la secuela al juego lanzado en el 2013 titulado SteamWorld Dig: A Fistful of Dirt, el cual hizo su llegado a la consola de Nintendo hace unos días y nos dejó ver cómo ha evolucionado esta serie de juegos.

SteamWorld Dig: A Fistful of Dirt cuenta la historia de Rusty (el personaje robot que buscas rescatar en SteamWorld Dig 2) y cómo este está tratando de ayudar a resolver un misterio en la ciudad Tumbleton, la cual está llena de pintorescos robots que ayudarán a Rusty en su travesía. La historia de este juego es bastante sencilla y nunca fue algo sumamente interesante del juego, a diferencia de la secuela en la cual había un propósito bien claro. El punto del juego es escavar en una mina y explorar diferentes cavernas, con el fin de entender qué está pasando y de extraer minerales de la mina, los cuales puedes vender para pagar los upgrades que quieras hacerle a tu robot.

No obstante, aunque quizás la historia de este juego no es la mejor o la más memorable, el gameplay sí lo es. Cuando empecé a jugar SteamWorld Dig: A Fistful of Dirt sin duda alguna me acordó a su secuela, y entendí de dónde nacieron los elementos que vi en el segundo juego. Lo interesante de esta franquicia es el sistema de progreso, y cómo los diferentes upgrades que encuentras para tu robot, te permiten hacer más en el mundo, como también llegar a lugares que antes no podías. Aunque en este último punto este primer juego no es tan abarcador como el segundo, sin duda alguna fue una experiencia muy buena el poder seguir haciéndole upgrades a mi robot para poder hacer más.

Tu personaje tiene a su disposición varias herramientas, aunque empiezas con un simple pico. Sin embargo, luego consigues un taladro que necesita agua para funcionar, como también un puño que puedes disparar. Todas estas armas, así como tu armadura, tanque de agua y linterna, se pueden mejorar para que sean más eficiente y puedas estar más tiempo explorando en la mina. Un punto débil de este juego es que a veces tenías que recorrer el mismo camino hacia arriba múltiples veces, ya que no cuenta con una gran cantidad de tubos que te regresen a la superficie. Esto significa que en ocasiones vas a estar haciendo lo mismo una y otra vez, lo cual se convirtió en ocasiones repetitivo y molestoso.

Otro aspecto que no me gustó fue el sistema de “Orbs” que necesitas para hacerle upgrades a tu robot, algo que no está presente en el segundo juego. El problema no es que existieran estos “Orbs” es que no hay muchos, son difíciles de encontrar y son bien importantes para hacerle upgrades a tu robot.

En conclusión, SteamWorld Dig: A Fistful of Dirt es un muy buen juego con muy buenas gráficas y diseño, pero no recomiendo jugarlo mucho en la pantalla del Switch, ya que algunos elementos de la interfaz son muy pequeños. Por otro lado, el gameplay es muy bueno, aunque su sistema de progreso no está tan pulido como el de la secuela. Sin embargo, me gustó mucho este primer juego de la serie, así que si no has jugado el segundo juego, intenta este primero, aunque sin duda alguna su secuela es mucho, mucho mejor.

(Cabe recalcar que técnicamente no hace falta jugar el primer juego para disfrutar el segundo ya que así fue como yo inicialmente los jugué: primero el segundo y luego el primero)

Tags
Show More

Hernán Rosario

Fallé en mi aventura de ser un maestro Pokémon y ahora me dedico a escribir sobre tecnología.

Related Articles

Close
Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker