Mientras que Facebook esta todavía tratando de aclarar que son redes sociales y no prensa, a pesar que se han comportado como noticieros en las pasadas elecciones, Google por su parte estará tomando también turno al bate para la lucha en contra de información falsa y amonestar a los que usen sus servicios para ese propósito.

La semana había comenzado con un anuncio individual tanto de Google y Facebook de que estarán tomando acciones más proactivas para fiscalizar la información que fluye en sus redes y detener todo lo que sea falso.

Concentrándonos en Google, la gigante de Internet estará aplicando unos controles donde AdSense y AdWords estarán restringiendo una página de usar sus servicios si un algoritmo comprueba que la página alberga una noticia falsa o de dudosa fuente.

Esto sirve de persuasivo a páginas que se dedican a dictar contenidos virales en las redes sociales, así que veremos un poco más de control y “sanidad dentro de las redes sociales”, particularmente de páginas que se dedican a generar de manera fácil ingresos con las plataformas de publicidad de Google.

Aunque esto no se espera que sea una solución que sea de inmediato, esto sonara de persuasivo a dueños de contenidos y web master que dependan de ingresos de AdWords o AdSense a que dejen de estar haciendo estupideces para simplemente generar dinero adicional desinformando a la gente.

Por la parte de Facebook, la red social hace rato ha estado luchando con algoritmos que quitan prioridad a historias que se confirmen ser exageradas o falsas mientras, los cambios anunciados esta semana son parecidas a Google y afectaran a su plataforma de publicidad.