Sabemos que el tema del día ha sido la gente que celebra, lamenta o simplemente no pueden creer que una aplicación que valía $5,000 diarios, fuera retirada de la noche a la mañana pero la presión a su psiquis predominó a las legalidades.

Flappy-Birds

Dong Nguyen, se ganó el odio de muchas personas que no pudieron bajar de manera “correcta” luego del fin de semana pasado con el retiro de su ya icónico juego Flappy Bird y el por qué fue la pregunta inmediata.

La publicación Forbes reclama haber hablado con Nguyen cuando este accedió con la condición de no ser fotografiado y asegura que su misma sanidad fue la razón de remover la aplicación ya que el mismo se volvió adicto a su misma creación en contraste que su visión cuando ideó la misma era de un juego para jugar cuando estuvieras tranquilo en tu casa y llegó al punto que ya su sueño estaba alterado y casi ni dormía.

Dong reclama que durante esta semana y al momento de la remoción de la aplicación llevaba varios días sin usar el internet para no agobiarse mientras recupera la “musa” para continuar trabajando en otras aplicaciones, ya que con Flappy Birds fuera del panorama, puede tener más libertad en dedicarse a otros proyecto.

Curiosamente, ayer mismo Forbes reclamaba que legalidades que pudo haber enfrentado o siendo amenazado Dong Nguyen, creador de Flappy Bird y viene no sorpresivamente de parte de Nintendo.

Según destaca Forbes, el desarrollador de juegos japonesa escribió a Nguyen para advertirle de que los tubos utilizados en Flappy Bird, junto con alguna otros elemento del juego como backgroung, suelo, etc. que parecía ser tomada directamente de los juegos de Nintendo Super Mario.

El desarrollador Flappy Bird había negado previamente la copia de otros juegos para la creación de su propio juego, pero al parecer esto no ha convencido a Nintendo, quien no ha confirmado si en efecto su equipo legal presionó a Nguyen al punto de quitarse.

Otras teorías incluyen que las ganancias de Flappy Birds fue lo suficiente para Dong Nguyen ya que se cree fuertemente que el gobierno de Vietnam del Sur investiga si Nguyen debe o no al sistema tributario del país asiático.

Dong negó haber recibido ninguna carta legal de Nintendo.

Fuente: Forbes (1|2)